Robertus Dylan Premio Nobel de las Letras 2016

La noticia más impactante de este fin de semana dentro del ámbito de la prosa y el verso ha sido la proclamación del premio Nobel de Literatura 2016. Tal  honor  ha recaído en las manos, y el lápiz, del famoso y revolucionario cantante Bob Dylan. Este hecho ha causado cierto revuelo dentro de la comunidad de los más literatos, ya que normalmente la Academia otorgaba esta peculiar “corona de laurel” a un escritor propiamente, reconociendo su labor y su producción literaria como hacedor de contenido puramente artístico en forma de escritura. Pero en este caso el galardonado es lo que en la Antigüedad llamarían un rapsoda.

Esta práctica tan antigua se remonta fácilmente hasta el siglo V a.C, donde algunos de los autores griegos más celebres que conocemos a día de hoy  también recibían premios y honores en certámenes en los que se competía presentando una pieza literaria de la índole que se exigiera. Y la mayoría de ellos eran poetas o dramaturgos. Bajo esta perspectiva responde Sara Darius, la permanente secretaria de la Academia, a la pregunta de si la decisión de haber otorgado este reconocimiento al cantante norteamericano, o en este contexto poeta-rapsoda, representa una ampliación radical en los criterios de selección de la Academia:

“Puede parecer así, pero si miramos para atrás, bien atrás, uno descubre a (los poetas griegos) Homero y Safo, que escribieron textos poéticos o piezas que estaban hechas para ser escuchadas, representadas, a veces acompañadas con música. Y aún hoy leemos a Homero y a Safo y los disfrutamos. Es lo mismo con Bob Dylan: puede ser leído y debe ser leído”.

Efectivamente, siendo totalmente estrictos con la definición de la RAE, el “autor” es la persona que ha realizado una obra científica, literaria o artística, y estas tres entidades tan culturalmente conocidas cumplen tal requisito. Está claro que cada uno de ellos proyectaba el contenido de su creación para un determinado fin, pero no se puede negar que los versos creados por esta tríada de poetas tan dispares cronológicamente son una auténtica delicia tanto para nuestro paladar como oído literario y musical.

Personalmente pienso que, a pesar de no haber escuchado mucho a este cantante, por muchas buenas letras de protesta que fraguara en sus canciones, haya gente que seguramente se lo merezca más. Tan solo es mi opinión. Pero no me parece tan nefasto y radical el hecho de que tal galardón se le haya dado a un compositor de canciones antes que a un compositor de libros. Ambos son creadores de arte y autores de obras inmortales. Al igual que nuestros queridos clásicos con sus poemas épicos o con sus sensuales versos, que han perdurado per secula seculorum hasta nuestros días.

Gabriel Martí Baeza

Anuncios

Un comentario en “Robertus Dylan Premio Nobel de las Letras 2016

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s